Tapas del extinto diario Crítica de la Argentina

Tapas de Critica

Crítica de la Argentina fue un diario argentino, fundado por el escritor y periodista Jorge Lanata, que también creó la revista Veintitrés y cofundó el diario Página/12. Comenzó su tirada el 2 de marzo de 2008 y dejó de editarse dos años después. Según Wikipedia la linea editorial estaba ubicada entre Perfil y La Nación.

Su nombre se debe un conocido diario argentino del siglo pasado, «Crítica», aunque se le debió adicionar «de la Argentina» por cuestiones legales ya que la marca pertenece a la Sociedad de Distribuidores de Diarios y Revistas (SDDRA).

Historia

El primer ejemplar salió a la venta el 2 de marzo de 2008. La tirada inicial del diario fue de 80.000 ejemplares,2 que se agotaron rápidamente.
Desde un tiempo antes de la salida oficial del diario, se ofrecía en su sitio web ocho o diez noticias por día[cita requerida] para anticipar lo que sería la versión impresa. El día anterior a la salida del diario, se emitió un documental en América TV producido por Gastón Portal, que mostraba cómo había sido creado «Crítica» desde sus comienzos.

Fue dirigido durante un año por Jorge Lanata, hasta que este periodista abandonara su cargo de director, manteniendo su colaboración como columnista. El periodista afirmó que presentaba su renuncia como consecuencia de las «diferencias» establecidas con el empresario Antonio Mata -accionista mayoritario de la empresa-, quien más tarde sería acusado -e investigado- por sospechas de administración fraudulenta, en la causa judicial abierta por el vaciamiento de Aerolíneas Argentinas. Sin embargo, otras versiones sostenían que su alejamiento se debía a la caída en las ventas del diario, que por ese entonces se disimulaban mal.

Desde entonces, la dirección del diario estuvo a cargo de un comité editorial integrado por Nerina Sturgeon, Alejandro Bianchi, Daniel Álvarez, Silvio Santamarina y Daniel Capalbo, quien además se desempeñó como coordinador.

Debido a una abrupta caída de sus ingresos, el proyecto se tornó inviable. El considerable pasivo asumido con los trabajadores provocó un conflicto que derivó en la toma de las instalaciones por parte de los empleados, hacia fines de abril de 2010, interrumpiendo de este modo la publicación del diario. Finalmente, en mayo de 2010 la sociedad editora se presentó en concurso de acreedores,10 y tras el fracaso del mismo, solicitó su propia quiebra judicial en

Protesta de los trabajadores

"Intenta acceder más tarde"

Desde el 30 de abril de 2010, el sitio Web de Crítica dejó de estar disponible.
El 30 de abril de 2010, el diario dejó de publicarse -al igual que su versión digital dejó de estar disponible- como consecuencia de una huelga declarada por los empleados. El conflicto gremial tuvo su origen en problemas relacionados con el pago de sueldos.12
Los empleados de Crítica reclamaban una recomposición salarial desde marzo de 2009, momento en el que Jorge Lanata abandonó la dirección del diario.

El 20 de enero de 2010, la comisión interna (los trabajadores) y la empresa Papel 2.0 S.A. llegaron a un acuerdo, homologado por el Ministerio de Trabajo para regularizar los pagos en abril.
Sin embargo, veinticuatro horas antes de que venciera el plazo para que la compañía depositara los haberes, las autoridades del diario informaron que postergarían el pago, y que, además, sería realizado en dos cuotas. A causa de esto, los empleados acusaron al propietario, Antonio Mata, de haber violado el acuerdo firmado y homologado dos meses antes.
El 12 de mayo se reunieron los accionistas de Papel 2.0 S.A. para analizar la situación. Durante las medidas de fuerza, el diario no salió a la calle el 9 de abril, dejando de publicarse definitivamente desde el 30 de abril.

En ese período, el diario lanzó ediciones «de emergencia», más reducidas y realizadas por personal jerárquico y con material de agencias de noticias.

Según el diario Perfil, la causa fundamental de la caída de Crítica consiste en no haber logrado concitar la atención de un número suficiente de lectores; y señala, además, que durante el último mes de publicación (abril de 2010), Crítica había vendido los domingos, un promedio de 8.739 ejemplares (de ellos, 4.738 en la Ciudad de Buenos Aires); mientras que los sábados, el promedio fue de tan solo 3.826 (2.450 en la Ciudad de Buenos Aires); en lo que respecta a los días de semana, el detalle es el siguiente: viernes, 3.260 ejemplares (2.180 en Bs. As.); jueves, 5.291 (3.550 en la Ciudad de Buenos Aires); miércoles, 4.720 (3.100 en la Ciudad de Buenos Aires); martes, 5.120 (3.488 en la Ciudad de Buenos Aires); lunes, 5.042 (3.350 en la Ciudad de Buenos Aires). Es decir, un promedio de 5.143 ejemplares de venta para todas sus ediciones.

El 7 de junio los periodistas del diario publicaron una edición especial con motivo del Día del Periodista bajo el nombre Crítica de los Trabajadores. Frente al edificio del matutino se concretó un multitudinario acto sindical con la presencia de delegados gremiales de otros medios periodísticos de Buenos Aires. El evento recibió la solidaridad de numerosas personalidades del periodismo, la política y la cultura nacional.

(Wikipedia)

El diario finalmente quebró y jamas volvió a editarse.

ALGUNAS DE SUS TAPAS MÁS POLÉMICAS

“Guerra gaucha”, el conflicto Clarín-Gobierno o las osadas críticas a Moreno, entre otras. Hacer click en la imagen.

Tapas gentileza de http://www.tapasdecritica.com.ar/ y vía Google.

Anuncios

Comentar...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s